Desde la reflexión oscura a la aventura empobrecida

8 06 2008

Los últimos días de Mayo y el principio de Junio han albergado interesantes estrenos que, por suerte, son variados y dedicados a distintos tipos de público. Habíamos comentado hace unos meses que Febrero se perfilaba para ser uno de los mejores meses del año en cuanto a estrenos. Tal vez estas últimas semanas no lleguen a ese nivel pero podemos decir que se han lanzado obras de mucho calibre que, sobre todo en el panorama del cine argentino, prometen un buen futuro cinematográfico. Ahí vamos:

Indiana Jones and the Kingdom of the Crystal Skull
Estados Unidos, 2008.
Dirigida por Steven Spielberg.

Casi veinte años después de “Raiders of the Lost Ark”, Steven Spielberg se lanzó con una nueva aventura del clásico héroe del látigo y el sombrero. Obviamente, las espectativas eran muchas debido a todo aquello que rodea al universo “Indy” y, por sobre todas las cosas, por la vuelta de Harrison Ford al cine de acción y aventuras. Mucho se habló de la realización de este film en los últimos años. Mucho ruido y pocas nueces.

Si tuvieramos que analizar el film concienzudamente y pensar lo que es realmente la película, tendríamos que decir que es una decepción. Mas allá de las situaciones divertidas y la magia propia del personaje, el film del multigalardonado Spielberg se nota poco cuidado y, en varias ocasiones, con problemas de verosimilitud. Justamente, todo aquello que podría pedir un fan de la saga, está diluido y sin brillo. Contagiado de las malas películas que se realizan últimamente en “La meca del Cine” y con poco de aquello que hacía que Indy sea “El héroe” de los ochenta, Indiana Jones 4 resulta ser un film pobre.
Más allá de esto… ¿Quién nos puede quitar la imagen de Indiana corriendo y rescatando su sombrero? Nadie. Gracias Spielberg por traernos de vuelta buenos recuerdos, más allá de los resbalones y el poco respeto a los orígenes.

Leonera
Argentina, 2008
Dirigida por Pablo Trapero.

El cine argentino en los últimos años ha sido condenado al rechazo general por su propio público. Esta condena tiene que ver con el perfil poco comercial que han desarrollado algunos autores y el bajo desarrollo de films de género que permitan cierta permeabilidad con el espectador. Mas allá de esto, mucho tiene quever la política cinematográfica que ha encarado el Instituto de Cinematografía argentino. Pero eso es otro tema.

Alrededor de diez años atrás, se hablaba del nuevo cine argentino, del renacer. Esto se debió a la aparición de algunos autores con una nueva mirada, con una nueva perspectiva sobre las cosas, sobre la realidad. De esa camada surgieron Adrián Caetano, Lucrecia Martel y Lisandro Alonso, entre otros. Justamente, Trapero fue de la partida con uno de los films mas recordados de los últimos años en la cinematografía local: “Mundo Grúa”.

Luego de esta obra, Trapero no pudo conseguir afianzarse y sus films fueron erróneamente atacados por su poca lucidez y la no correspondencia, en cuanto a envergadura cinematográfica, con su ópera prima. Pareciera que esto no hizo mella en el director y en este año se ha lanzado con “Leonera”, una obra que trata

sobre las cárceles de mujeres. Mas allá de la etiqueta que acabamos de darle, el film es mucho más. No es un film de cárceles cualquiera. Es una obra sobre la maternidad, el amor, el poder. Trapero hace hincapié en no mostrar a la carcel como lugar de perdición sino como un espacio comunal, donde las relaciones son otras, donde la vida sigue . El aire que se respira en la película es denso y, por momentos, hace que el espectador se identifique con la protagonista, que pida a gritos que pueda salir a flote de su situación. Luego de “La Rabia” de Albertina Carri, podemos decir que este es uno de los mejores films argentinos en lo que va del año. A no perderselo.

La mujer sin cabeza
Argentina, 2007.
Dirigida por Lucrecia Martel.

Como comentabamos en la reflexión sobre Leonera, Martel ha sido una de las autoras más interesantes de los últimos tiempos en el país. Sus dos films anteriores, “La Ciénaga” y “La Niña Santa” llevaron al reconocimiento mundial del cine argentino. Ahora ha regresado con esta nueva obra que, como diría David Lynch, es sobre “una mujer en problemas”. Obviamente, Martel nunca se destacó por ser una narradora clásica ni mucho menos. Por el contrario, siempre buscó caminos más intrincados, sensibles, con atmóferas densas y sofocantes. “La mujer sin cabeza” sigue esa línea estética pero se desvía un poco hacia el policial. Tal vez se la nota un poco más desarticulada que sus dos trabajos anteriores pero posee momentos realmente muy ricos a nivel sensitivo. En la presentación de Cannes, la película fue abucheada por un público que, supuestamente, esperaba otra cosa. En esos momentos es cuando uno debería sentarse a reflexionar y preguntarse cuan en cuenta debe tener el realizador al espectador a la hora de generar cine, cuan importante es que la gente aplauda o no la obra. Desde mi punto de vista, el film no llega al nivel de sus predecesoras pero sigue siendo interesante. Me gustaría saber si alguien abucheó a “Los infiltrados” de Scorsese por no estar al nivel de sus grandes films. Me imagino que nadie emitió palabra. El espectador tiene razón muchas veces, pero en otras se equivoca tanto o más que los realizadores.

En el próximo informe haremos un breve resumen sobre los héroes en el cine. Hasta la próxima.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: